PERSONAS TÓXICAS

En muchas ocasiones dejamos entrar en nuestro círculo íntimo a personas que aunque hemos podido notar que sus cualidades en ocasiones nos pueden resultar incómodas de llevar o limitantes o simplemente llamativas de forma negativa ya sea con nosotros o con los demás, nos afincamos en la creencia de que lo hacen sin ser conscientes de ello o que con nosotros no se comportarían así, o lo que es peor, crean una tela de araña a nuestro alrededor que casi no nos permite ver. Podemos ver que algo no funciona pero seguimos la relación e incluso podemos llegar a pensar que les podemos ayudar y que eso se pasará. ´Normalmente nos equivocamos.

Las personalidades no siempre son las mismas, esto sirve para despistar aún más.

Pueden ser envidiosos, siempre desean aquello que los demás tienen, estos suelen ser fáciles de detectar.

 Pueden ser autoritarios, o por las buenas o por las malas, pueden convencerte utilizando cualquier argucia, incluso la mentira o pueden intentar suscitar en ti el miedo para dar fe de su control.

Manipuladores, contaminando el entorno con sus emociones, sin permitir a los otros tener su propia idiosincrasia, si están enfadados harán lo posible para que todos los estén, si sienten frustración por algo, serán capaces de lo que sea por dispersarla a su alrededor.

Pesimistas, Estarán quejándose por su pasado, su presente y su futuro de forma sistemática, s y no muestran atisbo de superación de todas esas quejas. Viven en ellas y lo peor es que te las “pasan”.

Neuróticos, suelen ser inseguras, tratan siempre de llamar la atención y tienen unos cambios de h. humor muy repentino y muy dicotómico

Sociopsicópatas. No establecen límites afectivos y no sienten remordimiento ninguno cuando hacen daño a los demás. No conocen la expresión “lo siento” viven sin remordimientos, suelen presentarse encantadores y se pasan la vida intentándote demostrar que son otros, pero dentro…dentro existe la fiera dañina.

Descalificadores. Menosprecian a todo el mundo, manipulan y desestabilizan constantemente, son vampiros emocionales que quitan la energía. Fingen interesarse pero el único interés que tienen es el propio.

RASGOS QUE TE PUEDEN AYUDAR A DETECTARLES

Fijémonos en el lenguaje. Las palabras son importantes. La manera que tenemos de expresarnos dice como pensamos, las palabras agresivas, desproporcionadas, cuidado con ellas. Las preguntas cerradas que sólo tienen una respuesta posible son manipulativas, sobre todo si no vienen solas y se acompañan de otras muchas que nos vamos mostrando el “camino” para llegar a la conclusión. Las preguntas que llegan en el momento insospechado y que nos van a focalizar la atención en cuestiones que en ese momento van a ser negativas o limitantes para el desarrollo de la función que estaos llevando a cabo. Atribuir un calificativo desproporcionado a algo o alguien, nos puede llevar a la desproporción de nuestros juicios. Las palabras que sólo buscan enfadarnos o desestabilizarnos crean ambientes tóxicos de por sí.

Las conversaciones negativas, que sobresaltan todo aquello oscuro y negro. Todos los inconvenientes o los peligros. Llenas de quejas  y pesimismos.

EL ROLL. Esto  también lo debemos de tener en cuenta, es raro ser víctima siempre de todas las circunstancias vividas, también suele ser raro explicar con demasiado detalle situaciones íntimas que no han sido preguntadas, en este caso suele ser debido al intento de crear una valoración de la situación y del propio contador que le otorgue el roll que quiere tener en la historia, por eso se excede en la confianza.

También es llamativo que siempre se sea el “salvador”, a veces estos salvadores son a la vez verdugos y salvadores, primero crean el problema y luego con su hacer y su presencia te salvan hasta el punto justo que les permite desarrollar en su vida a partir de ese momento el roll de salvador que tanto anales y de persona necesaria para sobrevivir.

Otras personas tienen muchos conflictos a su alrededor y todos son para ellos de una importancia suma, incluso vulnerando su seguridad o dignidad. Salen de uno y entran en otro. En estos casos es bueno echar un paso atrás y objetivar  la información que te están dando, quizá no es tan grave lo que ocurre y es la actitud desproporcionada que se toma hacia ello lo convierte en “terrorífico” e “imposible de soportar”.

Vemos aquel que juzga a otro delante de nosotros y nos lo define como alguien imposible, malvado, injusto, peligroso y un largo etc... De características todas ellas desproporcionadas y que justifican la separación o el odio hacia una persona que durante un periodo largo de su vida a formado parte importante de ella. Pues que raro que con todas esas cualidades negativas que son tan evidentes, haya mantenido esa relación tan estrecha con esa persona durante tanto tiempo. Resulta sorprendente.

Otra cosa importante a tener en cuenta es los pocos juicios que hacen sobre sí mismo y sus acciones y actitudes y los muchos que hacen sobre los demás.

Muy llamativo es la falta de expresión emocional en algunos momentos y el exceso en otros. Cuidado con esto, el exceso suele venir de la mano del intento por demostrar, hacer creer, convencer y la falta suele venir acompañada de la manipulación verbal más fría y estratégica, suele ir acompañada de preguntas y razonamientos.

NO SON FELICES.

Como punto en común de todos ellos es que no son felices, los momentos de satisfacción son pocos y muy superficialmente vividos, son más parecido a la consecución de un logro u objetivo que la emoción intensa de la felicidad. Viene acompañada de la responsabilidad que implica haber conseguido ese logro, siempre seguida por el siguiente paso o el mantenimiento de lo adquirido.

Por supuesto alegrarse de los logros de los demás es harto imposible y si lo aparentan, será o con una exageración total de sus emociones o con la cara de “poquer” a la que hemos aludido anteriormente.

COMO LIBERARTE

No pidas permiso, vive tu vida y emociónate con ella, sin juicios de valor de otros.

Mejora tú autoestima, no a base de mentira y mucho menos con la comparativa de los demás, eso es una trampa, casi, casi mortal. Por ser tu quien eres, quiérete como tú quieres a los demás con defectos y virtudes. Intenta mejorar tus defectos y haz uso de sus peculiaridades positivas que siempre tienen alguna y disfruta de tus virtudes y apóyate en ellas y no en juicios externos, corres el riesgo de encontrarte con alguno de los anteriores. La crítica constructiva está bien, siempre que sea eso, constructiva.  No pueden depender de la alabanza de otros y nunca, nunca te compares. Aprende a confiar en tu instinto, puedes equivocarte, pero también te puedes equivocar siguiendo otros consejos y en tu vida es mejor que te equivoques tú que los demás, es tuya. Comparte tu felicidad con aquellos que sean capaces de valorarla.

ERES UNA VALIOSA PERSONA, MERECEDORA DE RESPETO Y AMOR. SE FELIZ YA.

Publicado: 25 de Julio de 2017